Inclinate hacia la incomodidad

 

Ningún cambio vendrá de la zona de confort.

Todos sabemos que la zona confort nos da abrigo y nos hace sentir seguros. Alcanza todo aquello que conocemos, esos ambientes de los que nos sentimos parte y en donde estamos totalmente a gusto, ya sea en casa o en nuestro lugar de trabajo. Siiiiii, nuestro escritorio, saber cuando alguien anda de malas y cuando no, nuestro lugar preferido en casita.

Pero eso mismo que nos protege también puede causarnos daño. Acomodarse significa estancarse, no buscar nuevos estímulos, nuevos retos. Por eso es importante ser valiente, olvidarse del miedo a lo desconocido y salir de esa zona de confort para buscar nuevas emociones, nuevos aprendizajes. Qué yuca, vea?

Seguramente pensas  que si estás tan a gusto en tu zona de confort, no tiene mucho sentido salir de ella. Sin embargo, cuando hacemos esto nos permitimos eliminar nuestras barreras, conocer nuevas personas y vivir nuevas experiencias.

IMG_8138

Aunque esta zona de confort pueda parecer agradable (ya que nos permite seguir siempre con el “piloto automático” puesto), no es un lugar suficientemente estimulante y a la larga no salir de ella puede hacer que nos sintamos vacíos y se caiga en la apatía o en ciertas dinámicas de comportamiento relacionadas con la depresión, si, tan extremo como eso.

Has pensado alguna vez qué es lo que te mantiene ahí anclado? Seguro que has deseado dar un paso al frente, ser valiente y comerte el mundo, pero no lo has hecho. Puedes estar sufriendo pero no mueves un dedo porque estás en tu zona de confort. Si te da miedo y te produce ansiedad abandonar el pasado para luchar por lo que siempre has soñado, no seas tan duro contigo mismo y sal de la zona de confort. ¡Verás que un mundo nuevo e ilusionante te espera en tu lugar de trabajo, en tu casa, con tus amigos.

Lo paloma es cómo salir de la zona de confort? No creen ? Cómo hacerlo?

Es lógico tener miedo, el primer paso siempre es el más difícil. Pero cuando veas lo que hay más allá de tu zona de confort seguirás caminando. Algunos motivos para hacerlo :

-Te hará más fuerte como persona

-Te hará más creativo

-Te permitirá ganar auto confianza

-Te ayudará a seguir con tu desarrollo personal

-Conocerás gente nueva y vivirás nuevas experiencias gratificantes

-Los nuevos retos te harán envejecer mejor (siiiiii, esto me super llega)

Yo se , es muy fácil decirlo pero difícil  hacerlo. Sin embargo, y aunque salir de la zona de confort sea complicado por la propia definición de este concepto, no es misión imposible. Podemos comenzar con acciones como estas:

-Desafíate y rinde al máximo

-Piensa en tu estilo de hacer las cosas y actúa en el sentido opuesto.

-Busca cambios materiales en las cosas que te rodean

-Anticipa todas las excusas que te vas a poner

-Exponte más a conocer gente nueva

-Haz que tus amigos y familia cooperen

-Dale una oportunidad a tu faceta espiritual.Desarrollar un yo espiritual es una de las maneras más prácticas de conseguir un bienestar emocional capaz de acabar con la vida rutinaria.

Demoleeeee, será difícil, pero seguro, segurísimo valdrá la pena.

IMG_8101 (1)

Apoyo: artículos de internet

YA RATOS SALIERON …PERO YA RATOS SALIERON 

CARRERA DE MONTAÑA JAYAQUE ULTRA DE LOS CUMPAS.

image1
Uuuff primera vez desde que comenzamos a correr trail que llegamos tarde a una carrera, habíamos llegado “in extremis” pero tarde, nel .

Sabemos que hay que calentar y salir con todo el bloque, pero la noche antes de la carrera me acompaño  mi casi inseparable insomnio , el Lobo tuvo que esperar hasta cerca de las 2:00 am para recoger a la Ale, en una fiesta, así que no hubo nada del buen descanso antes de una carrera.

“Gorda, ya son las 5:00, preparémonos y vámonos” dijo Lobo “ mmmmm 5 minutos por fis” …y el desastre .

5 minutos se convirtieron en media hora,MAIGAAAA : de un salto fuera de la cama, vestirse y buscar bastones y camel simultáneamente(suerte que ya no tengo que peinarme), otro salto y ya en la camio.

“Hay que pasar por gas y por agua”, sentencia lapidaria , MAIGAAAA, más tiempo perdido, pero ni modo pasamos, como correr sin  agua en el camel ?

Ya en la carretera, la verdad yo sentía que Lobo (a quien no le gusta correr vea) no iba tan rápido como ameritaba la situación y pensaba “le digo que mejor manejo yo? No, se va a enojar o me va a pegar  mi achicada diciéndome que por una carrera no nos vamos a matar, no mejor no”…lo pensé todo el camino , porque siempre que le decía “Gordo es que siento que vas bien lento” el me decía que íbamos a más de 100 así que ni que hablar.

Tal como pensamos , al llegar al parque del pueblo, hasta el inflable de salida estaba desinflado, gracias a Dios no nos costó encontrar parqueo y ,sin más, nos aventamos de la camioneta , casi tipo cartero en bici.

Para donde salieron ? Preguntamos “Para abajo, denle para abajo”…a empezar a correr íbamos cuando una señora , de seguro con la mejor de las intensiones me dijo con un rostro muy serio “ ya ratos salieron” gracias señora, le dije, “pero es que ya ratos salieron” insistió, juelaaaaa.

Y comenzamos a correr como que un T -Rex nos seguía , aunque en carreras de montaña nunca hacemos sprints, esta vez queríamos alcanzar por lo menos al ultimo bloque así que le dimos, le dimos y dicho y hecho pronto lo hicimos.

Ya felices por estar incorporados a la carrera, comenzó lo bueno , una de las dificultades de la carrera (a la quinta potencia porque había llovido toda la noche) súper cool, súper cool…pero, segundo desastre.

“Ya ratos salieron…pero es que ya ratos salieron”.

Esta carrera es retadora porque incluye , además de muchas cuestas, como todas las carreras de Trail,  alrededor de 5 kilómetros de terreno vertical. El año pasado , ese tramo estaba ubicado a unos 3/4 antes de finalizar la carrera.

IMG_3266
Este año fue diferente, la ruta de la carrera la puso el tramo vertical al principio! Santo Padre ! Lodo y lodo por todas partes, barrancos si dabas un mal paso y ya que muchas personas nunca habían corrido en este tipo de terreno, se armó un embudo, de gente que al tratar de bajarlo como tobogán se pasaban arrastrando de todo con el trasero, tratando con las manos de agarrase de lo que fuera.

Si corres Trail sabes que tenes que usar por lo menos dos cosas básicas: zapatos con tracción y guantes y aprender a bajar ese y otro tipo de suelo.

El desastre para “nous” (nosotros, en francés 😸) es que no podíamos pasar a ese pelotón con temor a bajar por la empinada pendiente y dándose platanazo tras platanazo. Simpatizaba con ellos, pero yo no podía no quería perder tiempo.

“Ya ratos salieron…pero es que ya ratos salieron”. (Esas palabras siempre las tuve presente en TODAAAA la carrera).

Entonces, termine de despertar, debo pasarles, me dije, lo siento, pero debo pasarles.

“Con permiso por favorcito”, “Me da chancecito”, “Será que me permite pasar por fis”, y así poco a poco fue pasándolos a todos pero, diablos , Lobo ya no venía conmigo, no se en que momento nos separamos, pero yo seguí y seguí y seguí.

Me perdí dos veces , aunque a mi primer grito “holaaaaa”, siempre me respondieron y regresaba a la ruta.

Y Lobo ? Pensaba yo, o no quiso pedir permiso y viene atrás , o me pasó y no lo vi… bueno a seguirle. La frase de la señora me perseguía, “ya ratos salieron”…

Y ya no hubo bajadas, solo medio plancitos y, claro , lo que nunca falta , puras cuestas y cuestas, a cual más empinada.

“Hey bicho, y el segundo punto de abasto” preguntaba, “ ya casi llega me decían, pero tengo una mandarina me dijo un joven que me ha de haber visto cara de abuelita , “ La quiere ?”, siiii claro que si , me salvaste bicho, porque de Lobo ni señas.

Al fin, llegue al segundo y último abasto, juela a 500 metros de la meta , naaambe chele , eso no se hace, me comí dos pedacitos de banana, tomé agua y me
eche en la cabeza y a la meta con todo.

Les juro que estaba 100% segura que Lobo estaría esperándome en la meta, pero al llegar…ni rastros. Me pusieron la medalla y me comencé a abatir : “Y si se fue en un barranco y nadie lo vio?” Porque para correr el siempre me dice que corre más despacio por mi , jaja, entonces ?

Por aquello de no querer perder tiempo y llegar rápido a la meta, nunca en toda la ruta saque el celular (de ahí que no tenga fotos, como en otras veces), pero ya con la medalla en mi cuello llame a Lobo (socando de que estuviera en algún lugar con señal).

Sonó a la una , a las dos y “Gordooo donde estas?” “En el último puesto de abasto, es que te venía esperando” “Naaaame chele estoy en la meta desde hace media hora” “Maiga (y que el gordo rara ves dice Maiga ) le meto quinta y ya llego”. Misterio resuelto.

Lobo si que le metió, a los 10 minutos llegó a la meta empapado de sudor. Nunca le había tomado fotos porque generalmente llegamos juntos , hoy tuve ese honor.

image2

Y bueno aquí termina mi relato : nos dormimos, llegamos media hora tarde a la salida , alcanzamos y pasamos a muchos, logrando llegar sin ser ni por asomo los últimos.

“Ya ratos salieron…pero ya ratos” agradezco a la señora por esa palabras fueron mis compañeras y aliciente, sobre todo cuando me separé del Lobo!

Amé la carrera, fue sensacional ! Y te amo a vos , Lobo , por estar conmigo siempre !
Jayaque , espéranos el otro año ( o antes ) ! 😁

image3

 

El maravilloso señor X en el ISSS.

Desde que me diagnosticaron una enfermedad en la consulta privada, me resistí mucho a llegar al ISSS, en el pasado tuve muy malas experiencias, y se escucha tanto de la mala atención, falta de medicamentos, citas ridículamente largas, médicos y enfermeras con el corazón tan endurecido y amargado que ni alzan la mirada hacia el paciente.

Pero tuve que topar, y desde que vengo al Hospital de Oncología, aunque , gracias a Dios no tengo cáncer, he visto y escuchado tantos y tantos casos ! Cientos de pacientes todoooos los días, en consultas, en el laboratorio, en la farmacia…

“Pantes y pantes” de expedientes, la mayoría viejos y muy gruesos, otros delgados, pero todos con las miserables enfermedades del cuerpo humano que, en en la mayoría de los casos minan , no solo el cuerpo sino también el espíritu, y corroen el alma.

He aprendido a ver , sobre todo a las enfermeras , con otros ojos. Es difícil tratar con seres humanos enfermos todos los días. Aquí no existe el “ mañana talvez este solo” o “ mañana talvez no venga mucha gente” , no.

Aquí siempre se trata de cientos de pacientes, cada uno con su propia cruz, su propio carácter, sus profundos y agudos dolores, sus quejas, con sus miedos…Cientos de mundos diferentes día tras día.

Pero, de repente, en una de mis citas de laboratorio para 20 exámenes, me encontré con el maravilloso señor X, lo llamaré así por que con todo y que lo lamento , no le pregunté su nombre.

Desde que nos sentamos a la par, el señor X no dejó de hablar, pocos saben que por naturaleza soy introvertida, por lo que raramente hablo con extraños cuando no estoy obligada a hacerlo.

Pero con el señor X, todo fue diferente, lo hubiera sido con cualquiera que se sentara junto a él pero , hey, ese día estaba yo de suerte, y me tocó a mi ocupar ese asiento.

Me contó, creo, casi toda su vida y cómo, de la nada, se sintió un bulto en la axila, que luego de un mar de exámenes terminó siendo cáncer. “Ya terminé las quimios, solo me faltan las radiaciones pero, siempre que vengo me las pasan para después, quizás están esperando a que me muera”, me dijo sonriente.

Si, sonriente, una sonrisa que solo por momentos se borraba de su rostro. “ Y usted, cuantos años me calcula” , me preguntó, lo pensé por un minuto, me paré para verlo, el sonreía esperando la respuesta, “74” le dije y vi como sus ojos brillaron , “tengo 82, siempre me dicen que me veo más joven”, dijo no sin una pizca de orgullo varonil.

Conversamos de tantas y tantas cosas, yo pasaba de la risa a las casi lágrimas con cada anécdota que me contaba, el Lobo, esperándome a lo lejos solo levantaba la vista de vez en cuando y movía la cabeza de lado a lado.

Sin sentirlo, nos llamaron a tomarnos los exámenes, entramos y salimos juntos, lo que nos permitió despedirnos, le di un beso en la mejilla , otro a su hijo (el que lo acompaña en cada viaje desde Santa Ana), los presenté a Lobo y cada quien tomó su camino.

Quisiera volver a ver al maravilloso señor X, que pronto tenga sus radiaciones, que no pase mucho dolor y que viva por mucho, mucho tiempo!

Siempre que esté deprimida pensaré en el señor X , cuando me estrese por todo y nada pensaré en el señor X, el señor de 82 años que parece de 74, que me hizo sonreír a pesar de su enfermedad, a pesar que el día siguiente él tenia que regresar al ISSS y quizás muchas veces más.

Gracias a Dios , por poner en mi camino al maravilloso señor X.

LA NELLA, CAYAGUANCA, LAS NUBES Y EL PITAL

CONVERSACIONES CON LA NELLA.

thumbnail_IMG_1288

Yo: Nella, qué tal te sentís? Se te pasó el enojo?

Nella: …

Yo: Nella, te estoy hablando.

Nella: Abuela, que no te acordas que te dije que no te iba a hablar por lo menos en un año? Me sacaron de la casa a las 4:30 de la madrugada, me subieron a un bus lleno de desconocidos, incluyendo a otros dos peludos con los que no nos llevamos bien, me llevaron a caminar 15 kilómetros casi todo cuesta arriba, me subieron a una piedra enorme que me dio vértigo, casi me desmayo, y seguimos y seguimos, mis patitas pisando lodo, hojas resbaladizas, a borde de tremendos abismos, apenas descansando por ratitos, y queres que te hable? Nombre abuela, hay límites, ya me extrañaba que solo a mi me llevaban , sin mis otros 3 hermanos, según yo íbamos al Bicentenario…

Yo: Puchis Nella, tampoco te pongas así, pensá que ya sos peluda senderista, has comenzado una etapa saludable en tu vida, no como tu hermano Luca que esta tan gordo, o como Harrison que por todo se asusta o Micah que es tan gruñon, por eso no los llevamos, vos te vas a poner figurita con las caminatas bicha y siempre vas con tu gran alera, la Ale.

thumbnail_a57a0d17-3fbf-48e8-8fdd-d1dffb98cfd0

Nella: Mira abuela, y que no veías toda la baba que me salía, ah? La Ale me tuvo que echar agua en la cabeza en todo el camino…juelaaaa y ese gran cuesterío, yo no creía cuando vos y el abuelo contaban, pensaba que era paja para picárselas, ya no digamos todos los animales que me podían haber mordido, como las famosas culebras Timbo esas, menos mal que yo no las ví, pero  el abuelo me contó que por donde el se fue les salieron dos…la verdad sentí que toda mi vida pasó por mi mente en un segundo, vieja, por lo menos hubiéramos comenzado con una caminata fácil, si hubiera sabido me meto debajo de la cama y nadie me saca.

Yo: Nella, pero pensá que lo lograste baby, ya hiciste tu primer caminata y te estrenaste a lo grande.

thumbnail_image1.jpg

Nella: A lo grande…a lo grande el chicharrón que me metieron desprevenida, eso no se hace abuela, pensé que me querías…

Yo: Pues porque te amo lo hicimos viejita, tenes que estar fit, saludable, para que los años no pasen por vos y te tengamos por mucho tiempo.

Nella: Mmmm pues viéndolo así…puede que tengas un buen punto, puede, no estoy segura.

Yo: Bueno bicha, pues anda preparándote porque el primero de mayo tenemos otra caminata, no te digo donde para que no te me pongas nerviosa, pero esta vez será facilona, te vamos a llevar a entrenar al Bicentenario vaya, para que no digas que te llevamos sin preparación.

thumbnail_IMG_1242

Nella: Abuela, es que me llevaron sin preparación, y te recuerdo que regresamos a las 10:30 de la noche, nooooombre  si la venida ni la sentí, me rranié en el chuzón, es que ya no aguantaba, solo recuerdo de vez en cuando que vos decías que olía a fricción o algo así, y a veces luces de carros, pero son recuerdos vagos. Creo que mejor le escribo a la Bery Zamora de La Manada de Pick, pa ir buscando otra familia…

Yo: Nellaaaaa

Nella: Pajas, Abue, vaya pues, mira la verdad después del tremendo trauma, me gustó un poquito, he oído que todo es cuestión de costumbre , además si como vos decis me voy a ver más joven pues ni hablar.

Yo: Así me gusta Nelita. jajaja

thumbnail_GPTempDownload

 

ESCALANDO EL CHINCHONTEPEC

volcanCOMO CASI ME DOBLA EL  CHINCHONTEPEC, CASI…..PERO NO

Desde su imponente cumbre, el volcán Chinchontepec, parece el guardián impertérrito del Valle Jiboa…Naaaaa esa no es mi “narrativa” les voy a contar como casi me dobla el volcán Chinchontepec, casi…pero no.

Se me ocurrió de un día para otro, sin previo entrenamiento, simplemente vi el anuncio de la escalada en FB , en el muro de “Grupo de Montaña ES”, con quienes fuimos a subir el Volcán El Chingo.

“Gordo, para mañana no tenemos nada vea ? -eran las 6:00 pm del sábado –

La respuesta del Lobo : “NO” , fue la luz amarilla.

“Mira, el Grupo de Montaña va para el Chinchontepec mañana, voy a preguntar si todavía hay cupos”, “DALE”: la luz verde que esperaba. Claro que habían cupos y nada, iríamos a escalar el Chinchontepec el día siguiente.

Para variar, el insomnio fue mi compañero esa noche, esta vez no por estar en una sleeping bag en la pura tierra en una tienda de campaña , sino por mi amado peludo Luca empeñado en dormir en nuestra cama, quitándonos casi un tercio del espacio.

Ni modo. A las 4:30 am ya íbamos  al punto de encuentro para emprender el viaje, con los camel  bags llenos de agua, pero muy mal preparados con la comida ( y esta vez no habría sopa de gallina esperando, según el programa comeríamos antes de llegar a la cima ).

A las primeras de cambio, se quedó la primer pareja de jóvenes, casi al bajar del bus, ella no se se sentía bien y el, de mala gana se quedó, sino arde Troya.

Comenzamos la marcha en plan, todo nice, hasta que a unos 500 metros de camino nos encontramos con un avispero que nos atacó sin piedad, “corraaann , corraaaan, hay avispas “ …aviso en vano, la picazón se consumó y la mayoría terminamos con piquetazos por todas partes. “ Gordo, porqué hacemos esto? Pregunte ? Ah , porque no surfeamos “ me contesté yo misma , parafraseando las líneas de un thriller de alpinistas.

Alrededor de uno o dos kilómetros más adelante, se queda la segunda pareja de jóvenes, ni cuenta nos dimos , hasta que nos contaron ya de regreso.

Seguimos, seguimos porque una vez comenzada la marcha para los Quezada no hay marcha atrás.

Tras los primeros kilómetros todo bien, cuestas manejables, pedacito de plan, cuesta, pequeñísimo desnivel, cuesta, descansos de minutos.

De repente, las cuestas fueron cada vez más verticales , ya no había ni un plancito, y ahí empezó mi zipe zape con el volcán.

“Gordo” , siempre el gordo, “échame agua en la cabeza”, “ Gordo, comamos chocolate” “Gordo, pocta, estás cuestas no tienen fin”.

Nunca me senté hasta llegar al punto definido para almorzar,  no es bueno , así que optaba por apoyarme en mi trekking pole para descansar de pie, una gran cosa mi trekking pole, pero igual sirve un chirivisco gruecesito que se encuentra por todos lados ahí.

image2.jpeg

“6 kilómetros, 9 kilómetros, ya tenemos que ir llegando ” me alentaba mi Lobo, “ hacéle huevos” , “ vos crees?” , le respondía yo, cada vez más incrédula y pensando “porque venimos sin haber entrenado antes “, pero, claro, sin aceptarlo jamás.

Y así , luego de interminables cuestas casi verticales, llegamos al punto del almuerzo. Uuufff al fin, pero…sorpresa toda la ropa mojada que me refrescó en el camino, se volvió contra mi en ese momento , a esa altura ya hacía frío, alcanzábamos las nubes.

image3

Así como no nos preparamos para la subida, al ritmo que queríamos, tampoco lo hicimos con el almuerzo, ni frutas (solo dos guineos medio mallugados y negros) ni buenos emparedados, nada, nada excepto unos panes con English Muffings horribles con jamón de pavo, botamos el pan y solo nos comimos el jamón , omaiga.

5 minutos y subimos a la cumbre, anunciaba Luis, el líder y organizador del grupo. Nos paramos y comenzamos de nuevo a ascender, ascender y ascender.

Sentía el corazón en la garganta, bombeando sangre con fuerza, me dolía la cabeza. “ Ya vez , el desveló, siempre te hace daño” me decía Lobo. “Démole ya casi llegamos”. Por un segundo pensé en sentarme y ya no subir a la cima. El Chinchontepec casi me dobla, casi… pero no.

No había subido casi 10 kilómetros y medio para quedarme sentada por mi propia irresponsabilidad !

De nuevo en pie, a solo unos metros todos nos paramos en fila india , qué pasa  preguntamos?

Llegamos a la cima, escuchamos con alegría, “pero parece que no hay nadie , nadie que abra ”, omaiga again.

Pero si había , los soldados que cuidan las antenas ubicadas en la merististiya cumbre. Luego de pedirles por unos minutos que por favor nos dejaran entrar para la foto de cumbre, nos dieron 3 minutos para tomarla !

image4.jpeg

Cuatro horas de ascenso, para 3 minutos de gloria, pero Dios como valió la pena. A pesar de estar nublado, nos tomamos la foto de grupo y la sensación de logro, borró por completo toda la fatiga del ascenso. “Nunca pensé que sería tan yuca” “mañana no querré ir a trabajar” “ lo logramos “ decían entre risas nuestros compañeros de escalada.image1

Y de la nada: “ ya pasaron los 3 minutos gente, vamonoooos”. Emociones encontradas, como dijo el vigilante de la CIFCO, no me quería ir, había costado tanto llegar, pero quería comenzar a bajar, tenia hambre y debíamos cumplir el programa.

Ni modo, Adiós cima del Chinchontepec ! Valió la pena pararme sobre ti por 3 minutos!

Down we go ! Era tiempo de aprovechar para correr un poco de bajada, aunque las piedras sueltas y las camas de hojas secas hicieron lo suyo , casi todos nos resbalamos.

Y, una vez más de repente , “paremos, alguien se lesionó, hay que esperarla, parece que se dobló los dos tobillos” O-M-A-I-G-A, mil veces.

Gracias a Dios , solo fue un tobillo, pero nos anunciaron que tendríamos que bajar al paso de la lesionada, o sea , pasito a pasito, muy despacito! Noooooo.

Creo que Luis vio algunos rostros y, para nuestro gozo, dijo “ no es necesario que esperemos todos, quienes le quieran picar denle, pero me esperan en el portón (de entrada a la finca por donde pasamos).

Aaaahh, no nos dijo dos veces 4 personas le dimos con todo , luego hasta nos pasaría una quinta, llegamos al portón, del portón sin parar al bus , la señorita lesionada iba mejor,  y a casita ! 21 kilómetros !

Más tarde , en la publicación del Grupo de Montaña ES , Luis escribió : “ 4 horas de ascenso, buen grupo” ! Uuuff orgullo por todas partes.

Casi me doblás, Chichontepec, casi…pero no! 

EL PODER DE DIOS Y UNA SOPA DE GALLINA

image3

No dormir antes de una carrera o de una caminata algo pesadita, es lo peor que le pueda pasar a cualquiera (que haga deporte).

Maiga, me pasó a mi el sábado por la noche, durante el campamento de dos  días en Montecristo, Santa Ana.

El sábado llegamos todos muy contentos a armar campamento, almorzar y salir (quien quisiera) a una caminata ligth de 8 kilómetros en la que pasamos por un río con una pequeña cascada, la mayoría de jóvenes se quedó having fun y bañándose  (en un agua a punto de refri), los demás , unos 12, subimos al sitio conocido como “ Honduritas”.

DCIM100GOPROGOPR1302.JPG

 

De regre, la primer novedad, un mal paso provocó la caída de “platanazo” a una señora que se llevó de encuentro a la guía (Jessica) , gracias a Dios levantó la cabeza y no pegó en las piedras con ella, todo quedó en el susto y un raspón en el brazo. Solo alcancé a recoger a la señora. Todavía veo todito en cámara lenta.

Seguimos bajando hasta reunirnos con los bichos del rio, ya secos y descansados, para comenzar el ascenso back to camp.

En la montaña te encontras con diferentes tipos de suelo: piedras sueltas, camas de hojas secas, lo que cae de los árboles de pino (no se como se llama) y lodo, entre otras, todos resbaladizos, por lo que ya sea para arriba o para abajo debes saber poner bien el pie, sino pasa lo de la señora. Jesssica nos lo recordó, pero mi única preocupación, hasta ese momento, era que nos mordiera la Timbo, de eso escribiré después.

En el afán de subir, la segunda novedad, el joven que iba al frente a punto de desmayarse…hiperventilación: mareado, pálido, palpitaciones, dolor en el pecho! Maiga. La marcha se para, espera de 15 minutos, hasta que Jessica decide quedarse un rato más con él y sus amigos (quienes no lo dejarían por nada, que lindos). Llegamos 4 en primer lugar al campamento: la señora que se cayó (lo máximo) una señorita, Lobo y la Pía.

Wow…camping ! Debo confesar, con penita, que a mis 56 años jamás lo había hecho, nunca me gusto la incomodidad, la cuestión del baño (uuuff), Etc. Pero como somos ranger, este año nos estrenamos…en Montecristo.

Tienda de campaña con bastante espacio para dos ( las bichas no quisieron ir esta vez), frazadas calientitas, comida enlatada, ( tampoco voy a cocinar vea, tan lejos no llego), agua,suero, botiquín, snacks saludables, que más pedir ?

Después de la cena, la hora de dormir llegó, todo el campamento debía estar ligths out y quiet a las 10:00 p.m, sharp.

Nosotros nos acostamos a las 9:00 p.m. “Con el ajetreo de armar el campamento y la caminata, caeré redonda”, le dije a Lobo, contenta por la subida al Punto Trifinio el día siguiente, domingo. Nada que ver, comenzó mi sufrimiento.

Vuelta, tras vuelta, tras vuelta, tras vuelta, sentía cada vez más que los huesos se me metían en la tierra. Y Lobo, dormido, goddamn.

“Gordo, despertaaaa, no puedo dormir, puchica”, repetí unas 5 o 6 veces durante todaaaaaa la madrugada, después de poner todo lo que encontré debajo de la bolsa de dormir a modo de colchón, lo que, para mi desgracia, no sirvió de nada.

A las 6:00 am y a pesar de haberlo estado despertando y despertando (juela fui al baño como 5 veces, se han fijado que cuando uno tiene insomnio va más al baño?) Lobo ya estaba levantado, listo para desayunar y empezar el día, pero dudando si yo podría hacer la caminata sin haber dormido una pizca.

Después de pensarlo dos minutos le dije “ Gordo, yo aquí con estas señoras no me quedo (con todo respeto), yo no vine para ir al Bosque de los 100 años, me visto y nos vamos. Para mi buena suerte la guía , Jessica, llegó tarde, por lo que tuve tiempo para prepararme despacio. 😁

En el punto de reunión, un bicho dijo que el solo durmió como 4 horas, jueee , pero yo ninguna. Le pedí a Jessica su opinión, puedo subir sin haber dormido? Me puedo regresar si las voy dando? Las respuestas: 1- Claro que puede, aunque sea despacito pero llegará y 2-Se puede regresar al subir la primera vereda, después ya no hay retorno.

Vamolooooo…dije, dudando.

Comenzamos a ascender, a los 25 metros mi mente me decía , ya no podes, mejor regrésate, aunque te sintas achicada (por decirlo decentemente) regresate.

Puchis, pero cómo regresarme si iba en punta la señora del platanazo, con venda en su brazo ???? Naaaaambe cheleee.

Y aquí fue donde sentí con fuerza  el poder de Dios y la motivación de la sopa 🍲 de gallina !

Si, porque el sábado, fuimos donde unas señoras a comprar tortillas y les encargamos una gachina con sopita, para el almuerzo del domingo.

“Diosito se que vas a la par mía, no permitas que me pase nada” , “ al regresar nos estará esperando la sopa de gallina “.

Mareos, dolor de cabeza, y de nuevo : “ Diosito dame fuerzas, que logre llegar por favor te lo pido” “ todo está en mi mente , y la gallina asada y la sopa 🍲  nos estará esperando”. Esos dos pensamientos fueron mi mantra todooooo el ascenso!

Agradezco, a Jessica y a los demás compañeros que iban pendientes de mi, al Lobo que llevaba un chocolate Sneakers que me dio energía y nunca se separó de mi.

Claro que siiiiii llegamos al Punto Trifinio , el descenso fue a piece of cake, llegamos segundo el Lobo y tercero yo , adivinen quien primero? Si, la señora del platanazo,  también de 56 años, mis respetos y admiración hasta Soyapango, fue una pena que no intercambiamos nombres, únicamente experiencias, ella me dijo que solo caminaba, “ en el mismo lugar “ , “pero camina, es lo importante”, le dije.

Como siempre, Dios estuvo conmigo.

Y la gallina y la sopa? Jajaja, nos estaba esperando, pensé en comerme media gallina yo y media para Lobo, pero eso era en el ascenso, a la hora de las horas la compartimos con Jessica, nuestra súper guía !

Nota: llegamos vivos a sivar también por el poder de Dios, porque el motorista venía espantando y apartando a todo lo que venia en la carretera.

Seguiremos acampando, claro que siiii !!! (Pero con colchones inflables jajaja).

image1

 

Sobre tener 67 años de edad

No, yo no tengo 67 años, pero Jane Seymour si, me lleva 10, y acaba de posar para la revista Playboy, sin tan siquiera una cirugía plástica, como todos pensaríamos dado su status de ¨celebrity¨.

Seguro las más jóvenes no sabrán quien es Jane Seymour, buuuueno, es una actriz y artista inglesa,  también es una exitosa empresaria y diseñadora (eso ni yo lo sabía, pero busqué algunos datos en inter ja,ja).

Uuuuff, este año cumpliré 57 años, y cómo quisiera ser como Seymour si llego a los 67.

Jane Seymour in Playboy Photo: Aaron Feaver

No se trata de probar nada a nadie, como ella dice, simplemente de llegar a esa edad sintiéndose bien, con energía, con una super buena actitud, con salud, sin ¨ser carga para nadie, porque si, para muchos, una persona con esa edad puede llegar a ser una carga, una muy molesta carga.

Le pido a Dios, y también pongo de mi parte, para no dejarme vencer por la edad ni por los estúpidos estereotipos, cliches o paradigmas asociados con esa etapa de la vida, a la que TODOS LLEGAMOS , si no nos morimos antes.

Ya lo he dicho antes, estoy 100% del lado de la no discriminación por la edad, ni por ser joven ni por ser viejo.

Debemos, las mujeres de mi edad, incluso las que están jóvenes y a los 30 piensan que ya toparon , estar siempre activas, actualizadas, en la manera de lo posible hacer lo que nos gusta, ejercitarnos, vivir un estilo de vida saludable (no es difícil y no solo se trata de comer bien, como ya escribí).

Creo que ayuda una buena actitud, no estar amargada por lo que tengo o no tengo, por los hombres (o mujeres) , por el dinero, por lo que la otra gente escribe en sus muros de Face o Instagram, o por cientos , ciento de cosas. No arreglo  nada  de esa manera, nada cambiará si yo  no cambio antes y , al hacerlo, y sentirme bien conmigo misma, bueno  quiero ser cada día un mejor y más bondadoso ser humano.

Si, beibis, yo ya casi llegó a los 57, y espero que a los 58 y 59 y 60 y…hasta donde Dios quiera, eso si, con una buena calidad de vida, ya estoy en eso.

image1-1

 

 

 

 

 

 

Conversaciones con la Nella

1969C35E-0CDB-4944-AFB5-1447201CF039.jpeg

Yo: Nella, no puedo más, debemos tener esta conversación, es sobre política, aunque sea superficial nena , y aunque de seguro caeré mal.

Nella: Abue, mal ya caes, así que dale, ya que me despertaste en mi posición favorita.

Yo: Pues mira Nella , cómo sabes ( porque siempre andas parando la oreja ) todos , pero todos los candidatos ( de X o Y partido ) me ponen los pelos de punta.

Nella: A mi también abue, me los ponen de gachina, como vos decís.

Yo: El punto es Nella, que la mara está diciendo que como los candidatos son una basura van a anular el voto. Pero yo pienso que si queremos que el país no llegue a una crisis más profunda , de la que nos costará salir un montón de años, o no llegar a ser otro Venezuela, mejor vamos a votar.

Nella: Te sigo, viejita.

Yo: El meollo del asunto es por cual partido votar, porque los candidatos al fin y al cabo los representan:
Si votas por candidatos del FMLN seguro seguimos igual o peor
Si votas por los partiditos que se venden a cada rato como el PCN, GANA, PDC o el CD, igual le haces lado al Frente.
Si, como ya dije , anulas tu voto, para que no se los paguen – cuando de todas maneras roban- , igual , agua para el FMLN, entonces chele ?

Nella: Aaaaahh, ya vi por donde vas…

Yo: Nella somos el peor país en la región, llegamos , hace muchos años, a ser el segundo después de Costa Rica, nos han metido una gran cantidad de nuevos impuestos (mira, y de poquito en poquito es un gran montón ) chele, las extorsiones no paran, los pandilleros se dan el lujo de “permitir” o no la entrada a ciertas zonas y siguen matando y matando, eso entre muchas cosas más , tenes sueño vea?

Nella: si vos, ya no aguanto el sueño, entonces, apúrate, en conclusión?

Yo: Bueno, me dan calosfrios pero, ni modo, a socarla con los candidatos, habrá que exigirles que hagan bien su trabajo, ejercer presión ciudadana, hoy por hoy es lo qué hay , no se pueden mandar a hacer a Ilobasco , Nella.

Hay mucho en juego, sobre todo la correlación de fuerzas en la Asamblea Legislativa, la elección de los magistrados de la Corte Suprema ( sobre todo la Sala de lo Constitucional).

Si queremos seguir viviendo y trabajando en este país ( y que se generen más fuentes de empleo legítimas, no para llenar cuotas partidarias) si queremos que pare el saqueo, que podamos vivir un poquito más tranquilos hay que ir a VOTAR.

Y , juela hasta me cuesta escribirlo pero, Nella , ni modo, hay que votar por ARENA, o queres que sigamos con el “ Gobierno del buen vivir “?

Nella: Vieja , ya caíste remal ! Mejor déjame dormir.

Jajaja

 

 

 

Correr, una de mis pasiones

Pensé iniciar esta entrada escribiendo que no recordaba cuándo, cómo,  donde o porqué empecé a correr. Ah , pero ya me acordé.

Fue hace 8 años, en la primer Carrera de la Fuerza Armada, conmemorando el Día del Militar, el 4 de agosto del 2010. Quería demostrarle a mi esposo que yo también podía, me contagiaron los cantos sobre la marcha de la tropa. Jaja, así que con apenas uno o dos entrenos, me tire la carrera del monumento D’abbuison hasta la Primera Brigada de Infantería, buen jalón. Soldado tras soldado, unidad tras unidad pasaban a mi lado. Otros, a mitad del camino se subían a pick ups, vencidos, yo llegué  a la meta , por último, pero llegué.

De ahi, para acá, ya no paramos. Y cómo doy gracias a Dios por eso.

Poco a poco fui ganando resistencia, porque esto de correr nues así nomas. Para  muchos es una moda,  una manera de conocer amigos, talvez conseguir novio, jaja, para mi es una forma de botar stress, de quitarme el mal humor, de endurar mis piernas, de mantenerme activa y, últimamente de ayudar a mi cuerpo  a manejar mi enfermedad (de eso les cuento luego).

Vinieron muchas carreras en calle (cuando todavía valían entre $3 – $5 pesos), una de organizó antes de irse de la Alcaldía Norman Quijano, la Nigth Run, el Desafío Rexona, San Silvestre, Quién dijo miedo,  por mencionar una pocas.

39F104C0-A07F-4BD5-827E-1EA7336C5651Después ya lo heavy vea , el Cerro El Aguila, Ilamatepec (3 veces), El Pital. Con los  Trail Runners , Comasagua, Jayaque y, este año que nos metimos a la Trail Runners Series 2018: Arcatao, Ataneca, Tamanique y El Boquerón. Hace unas semanas hicimos Arcatao, evacuaron a la Ale, esguince.

Hoy, haremos el Volcán el Chingo , fronterizo con Guate , en Santa Ana.

Por supuesto que, si Dios quiere repetiremos Comasagua, Jayaque y otras carreras, nos hace falta Conchagua y , uuuuu, muchos más desafíos.

Corremos en familia, cuando las bichas quieren, hasta mi nieto Teto subió el Ilamatepec (tenia 8 años, a mitad del camino me arrepentí de llevarlo, pero el monito aguanto, socado, pero aguanto). El Lobo si es mi fiel compañero.

Y bueno , qué más puedo decirles , amo correr o ascender a paso rápido los volcanes, cerros y montañas de este nuestro paisito del tercer mundo. Quien sabe talvez el otro año vamos a la Marathon de Miami, Dios dirá.

Por el momento a subir El Chingo, jaja a chingar.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Soy yo, Pía

La edad me cayó de golpe. Me he convertido en una vieja cansada, ácida y apestosa , no soy más que huesos y pellejo.

Esperen un momento … soy yo la que escribe ? La Pía Sánchez que he sido por 56 años ?

No, por supuesto que no lo soy, y ninguna mujer , por los años que tiene, debería de serlo.

Soy una mujer plena , con 7 tatuajes , feliz y con muchas metas que cumplir. Tengo un cómplice/esposo , el Lobo, que no solo me adora , me aguanta ( si, aunque no lo crean hay hombres buenos que aman y aguantan de todo). Mi mami, mis 3 hijas y mi nieto, complementan mi familia, junto a 4 bellos perros , cuyos pelos son parte inherente a cada metro cuadrado de nuestra casa y a cada pieza de ropa , los amamos.

He tenido , y tengo , una vida laboral fabulosa , en la que , a muchísima honra, no han existido cuellos ni “ tráfico de influencias”. Tengo un emprendimiento que no termina de despegar, pero al que le tengo pasión.

Por obligación , a la fuerza, sigo un régimen de alimentación saludable que me encanta , que ha cambiado mi vida y con el que , sin quererlo ni sentirlo , he bajado 20 libras , que me hace pesar 107 , y que según mi maravillosa nutrióloga es mi peso ideal.

Correr es parte de mi y, después de hacer rápel por primera vez, quiero hacerlo hasta que Dios y la Virgencita quieran , porque soy cristiana, católica y apostólica , aunque no siempre esté de acuerdo con las opiniones de Francisco !

No soy feminista , no creo en “códigos de vestir según la edad” , estoy más que desilusionada con los políticos , me aterroriza la inseguridad pero, sobre todo, creo que ningún ser humano debe ser discriminado por edad , en las dos vías , ni por joven sin experiencia , ni por viejo con experiencia.

Si llegaron leyendo hasta aquí , les cuento que de todas las cosas en este “ pequeño manuscrito” estaré escribiendo en mi blog “ Soy yo , Pía “ , espero que me retroalimenten , que les guste y, sobre todo, que recuerden que la vida no se acaba hasta que se acaba , vivamos , vivamos al máximo , vivamos sin paradigmas , vivamos para ser felices !!!